Jugadores

¿Camino al fiasco? El hijo de Ronaldinho y la razón por la que Barça no lo ficha

Por Tomás Valle

¿Camino al fiasco? El hijo de Ronaldinho y la razón por la que Barça no lo ficha

La leyenda está atenta al rendimiento de su hijo que preocupa en la Ciudad Condal

Síguenos enSíguenos en Google News

Además del mal momento que viene atravesando desde lo deportivo el FC Barcelona, el proyecto de La Masía, no atraviesa sus mejores instantes a causa de lo que se ha presentado en las últimas horas, por cuenta de la eliminación de la UEFA Youth League, con la que el patrimonio blaugrana no ha tenido los mejores rendimientos en la presente temporada.

Más noticias del FC Barcelona:

Ni Lewandowski ni de Jong, el crack que el Barça echaría en verano

Una de las grandes esperanzas, tal cual como ha acontecido con Pau Cubarsi, Lamine Yamal y Marc Guiu es João Mendes de Assis Moreira, el hijo de la gran gloria del cuadro blaugrana y astro mundial Ronaldinho, quien se debate entre la continuidad en el club o su partida, decisión que ha puesto en tela de duda al Barça por una increíble razón.

A pesar de que la humildad y la nobleza del hijo de Ronaldinho han estado más que claves y presentes, es cierto que su rendimiento no ha sido el mejor dentro del Juvenil A, de quien incluso se esperaba que tuviese algunos acercamientos para con el primer equipo. Xavi ha tomado otras decisiones y ahora todo pasa más por otra cuestión que es la estadística.

Son 19 partidos los que ha disputado João Mendes, en poco menos de 300 minutos y con el escabroso dato de no convertir aún ningún gol a lo largo de la temporada. Aunque mucho se ha esperado de él ha defraudado y, por ende aún sigue en la sombra pese a sacar la cabeza en algunas buenas presentaciones en medio de la temporada blaugrana. Apellido si, pero la paciencia sobre el talento deberan esperar.

Más noticias del FC Barcelona:

Mientras el Barça sueña con Mbappé, el aviso desde París a Deco y a Xavi

Problemas a la vista

La hacienda española ha condenado al Barça con el pago de 23 millones de euros, con lo cual la dirigencia blaugrana deberá embolsar a hacienda el pago de esta cifra, todo por cuenta de la simulación de los pagos a los agentes de los jugadores entre 2012 y 2015. Con lo cual, el proyecto de cara a la continuidad de la búsqueda de fichajes se ve seriamente afectado en el mediano plazo.


Más noticias