Selección de Fútbol de España

Fue responsable del mayor robo a España en los Mundiales y 20 años después dice que no se arrepiente

En unos arbitrajes más polémicos de toda la historia, Al-Ghandour salió a hablar sobre lo sucedido y para sorpresa de muchos, dejó en claro que no se arrepiente. 

Ahmed Al-Ghandour salió a hablar y lejos de traer calma, empeoró la situación.
Ahmed Al-Ghandour salió a hablar y lejos de traer calma, empeoró la situación.

El Mundial de Corea y Japón 2002 fue uno de los más criticados y tuvo algunos de los arbitrajes más escandalosos en la historia del fútbol. Uno de ellos es considerado el peor de todos los tiempos, y se trata del Corea del Sur vs España por los cuartos de final, partido que ganó el local asiático en los penales por 5-3 tras un cero a cero que debería haber terminado a favor de los europeos.

Para más noticias de la Selección de España:

Costo 80 millones, era indiscutido de Luis Enrique, lo quiso Barcelona y ahora lo despiden.
 

Goles mal anulados, faltas inexistentes, patadas groseras, fueron algunas de las cosas que tuvieron vivir los futbolistas españoles esa tarde. Lamentablemente para ellos, hicieron todo lo posible para ganar pero los errores arbitrales fueron más poderosos que ellos y como consecuencia, los dejaron fuera de la Copa del Mundo

En una reciente entrevista, el arbitro de ese encuentro, Ahmed Al-Ghandour, habló sobre lo sucedido y para sorpresa de todos, aseguró que no se arrepiente de su actuación. “Los españoles no pueden echarme la culpa de aquella derrota ante Corea, porque, antes de acabar el partido, tuvieron varias ocasiones claras. Pudieron haber finiquitado el triunfo antes de llegar a la tanda de penaltis”, comenzó explicando el egipcio.

Seguido de eso, comentó: "En un partido solo se juzga al árbitro principal, pero a veces nosotros no podemos sostener las decisiones de nuestros asistentes. Yo me ratifico: hice un arbitraje excelente. De hecho, la FIFA me puntuó con 8,7 sobre 10 aquel día". Lejos de cubrir a sus compañeros de esa tarde, optó por no hacerse cargo de sus errores. 

Por último, se expresó por las polémicas jugadas que hubo en ese encuentro y señaló: "Analizando las jugadas, para mí solo hay una decisión discutible y es la del gol anulado, ya que el centro de Joaquín pudo no haber salido del campo. Ese es el principal punto de discusión. Los errores de mis asistentes no deben computarse a mi actuación".

Claramente Ahmed Al-Ghandour no está para nada arrepentido de lo sucedido, por el contrario culpó de todo prácticamente a sus compañeros cuando en definitiva es él quien tiene la palabra final para decidir las jugadas. A pesar de ello, esto no cambia nada y sin lugar a dudas ese partido sigue y será siendo el más polémico de la historia de los mundiales. 

Para más noticias de la Selección de España:

Lo trataron de loco y caprichoso y Luis Enrique les callo la boca a todos con grandeza


 

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias